Seleccionar página

Si quieres cuidarte y disfrutar de una alimentación más natural, entonces es importante empezar a sustituir los cereales blancos por su versión integral. De esta forma, conseguirás disfrutar de una dieta mucho más nutritiva, así como poder cuidar la línea de forma más sencilla. Pero, ¿cómo se puede saber si un alimento es integral?

En general, llamamos “integral” a aquel alimento que no ha pasado un proceso de refinamiento y, por tanto, contiene el grano entero. Este grano (o salvado) es rico en fibra y nos aporta, también, otros muchos nutrientes que la versión blanca no contiene.

Se recomienda empezar a consumir alimentos integrales y reducir los refinados si se quiere llevar una dieta más sana. Pero, ¿cómo saber si un alimento es realmente integral? Lo cierto es que hay muchos arroces, panes y pastas que en el mercado se venden como integrales pero que en realidad no lo son. Estos alimentos suelen ser refinados y con añadidos de fibra.

Diferenciar los integrales de los que no lo son

  • No son integrales: los alimentos con etiquetas “ricos en fibra” o “cinco cereales” no son integrales. Tampoco debes dejarte llevar porque sean de un color oscuro o porque lleven semillas. Todo esto no implica que sean alimentos integrales sino que, simplemente, tienen componentes añadidos
  • Son integrales: deberás fijarte en la etiqueta del producto y ver que el primer ingrediente que aparezca sea “harina integral”. Da lo mismo de qué cereal sea pero es importante que sea integral o que, en su defecto, ponga “de grano entero”.

Reconocer el pan integral sin etiquetado

Puede darse el caso de que compres tu pan en una panadería. Y, en estos comercios, no tienen etiquetas porque son recetas elaboradas de forma artesanal. En estos casos, lo mejor que puedes hacer es preguntarle directamente a la panadera para cerciorarte de que ese pan es integral.

En el caso de que la panadería donde compres no sea artesana sino que vendan pan precongelado, pueden comprobar si es o no integral en el etiquetado de las cajas. Pero si es obrador, entonces lo mejor es que lo preguntes al panadero o panadera ya que ellos sí sabrán a ciencia cierta si cocinan con harina integral o no.

Los cereales integrales

Para poder saber si un alimento es realmente integral, en el caso de las pastas, arroces o cereales tienes que fijarte también en la etiqueta:

  • Pastas integrales: observa los ingredientes que lleva y escoge únicamente aquellas pastas elaboradas con harina o sémola integral. Solo estas serán realmente integrales y podrás disfrutar de todos los beneficios de la pasta integral para la salud.
  • Cereales o arroces integrales: en estos casos es mucho más fácil saber si es integral ya que, en el caso del grano, no se puede falsear. Por ello, si en el producto indica que el arroz es integral, es porque lo es.

Galletas y dulces integrales

Y, por último, para poder saber si un alimento es realmente integral en el caso de los dulces también debemos fijarnos en su etiqueta. Tenemos que fijarnos que estén elaborados con harinas integrales o granos enteros, solo así, sabremos que están hechos de forma integral.

Sin embargo, no debamos abusar nunca de estos productos. Aunque sean integrales, son alimentos muy ricos en azúcares y en grasas. Por tanto, en estos casos no debemos confundir lo integral con lo saludable o lo de dieta. Los dulces integrales se tienen que consumir de forma puntual y para calmar un antojo. Nada más.

Editora: Elia Tabuenca